Inicio Sin categoría Peligros de la hormonización infantil y adolescente: Por qué muchos morirán

Peligros de la hormonización infantil y adolescente: Por qué muchos morirán

48
0

Uno de los peligros más graves de la ideología de género es la perversión de la medicina en servicio de una agenda ideológica, tal como la transformación física de niños y jóvenes con todas las consecuencias nefastas que se siguen. En Inglaterra, la Clínica Tavistock está enfrentando demandas legales debido a la experimentación con niños. Estos tratamientos criminales están siendo impuestos por ley en muchos países, bajo la falsa figura de “derechos humanos” a la identidad de género y orientación sexual. En Canadá, por ejemplo, los padres han perdido la patria potestad con respecto a estos tratamientos, como se explicó en este artículo. En Argentina, es la perversa Fundación Huésped quien está a cargo de “adecuar el cuerpo a la identidad y género autopercibidos (desarrollando rasgos femeninos o masculinos según se desee y suprimiendo los del sexo asignado al nacer) mediante la administración de hormonas”, como afirma la Fundación en su sitio web. Nótese las mentiras de dicha Fundación: suprimir el sexo “asignado” al nacer, como si fuese algo impuesto por los padres, en favor de una supuesta verdadera identidad: la de género (ver el listado de los 112 géneros). Todas estas clínicas de “identidad de género” y las fundaciones que las promueven están experimentando mortalmente con niños y jóvenes.

Obviamente que la Fundación Huésped deja completamente de lado la condición del niño, sus problemas patológicos y las consecuencias mortales de la “afirmación de la identidad de género”: el 41% de las personas que caen en este engaño intentan terminar su vida con el suicidio.[1] Es realmente lamentable y lo peor es que estos activistas LGBT lo saben.

Para poder incorporar estos tratamientos contra toda norma ética, los activistas la han llamado “terapia de afirmación”, para lo cual han elaborado “guías” de tratamiento de esta condición.[2] En el libro “Atrapado en el cuerpo equivocado” se explica en profundidad quiénes fueron los que estuvieron detrás de estos tratamientos, su conducta criminal y el dinero que se mueve. Aquí solo me voy a referir a varios artículos científicos que explican las graves consecuencias de la hormonización infantil y adolescente.

Hay que distinguir entre dos tipos de intervención: los bloqueadores hormonales (para suprimir las hormonas naturales del cuerpo), y la hormonización cruzada (administrando hormonas sintéticas para feminizar o masculinizar el cuerpo).

En 1998 se describió la primera aplicación para bloquear la pubertad en adolescentes que buscaban cambiar de sexo en Holanda.[3] Es por eso que además de dañar completamente la salud de los niños y jóvenes, se trata de un experimento en ser humanos, por que todavía no se conocen todas las consecuencias nefastas que se siguen.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí